El 16 de agosto de 1977, la muerte de uno de uno de los iconos más influyentes del siglo XX estremeció a medio mundo. Elvis Presley fue encontrado sin vida a los 42 años en Graceland, su mansión de Memphis (Estados Unidos). Su pareja por aquel entonces, Ginger Alden, lo encontró inconsciente en el suelo del baño. “Voy a leer”, le había dicho el aquella mañana, antes de cerrar la puerta.

Más tarde, en el hospital, certificaron su fallecimiento. El motivo de su muerte se debió en principio a un infarto de miocardio, sin embargo mucho se ha especulado al respecto. Y es que desde el mismo día de su muerte, la información fue escasa y contradictoria.

Desde hacía tiempo se auguraba un futuro lleno de sombras para el que había sido el rey de los escenarios durante años. Hacía tiempo que Elvis vivía rodeado de excesos y cuando no estaba de gira, se pasaba el tiempo derrochando su dinero en joyas y coches para sus amigos (quienes tenían fama de aprovecharse de el) o se quedaba en su habitación durmiendo o leyendo libros sobre espiritualidad, como apuntan las diversas biografías que se han publicado sobre él.

Además, su carrera profesional también había caído en picado. No solo no conseguía llenar como antes las salas en las que daba sus conciertos (sus actuaciones distaban mucho de las de antes), también le costaba hacer frente a la crítica periodística, quien escribía sobre él que estaba gordo, que no vocalizaba cuando cantaba, que olvidaba las letras de sus canciones durante los conciertos, que estaba ido y que se comportaba de manera errática. Unas líneas que, aunque feroces en muchos casos, describían la realidad.

Además del sobrepeso, Elvis también tenía que hacer frente a otros problemas de salud. Tenía hipertensión, problemas intestinales y padecía principios de glaucoma. También sufría altibajos emocionales muy bruscos, los cuales combatía con cantidades ingentes de sedantes y analgésicos. Además había sido hospitalizado en diversas ocasiones por sobredosis.

Lectura recomendada  Yoko Ono gana la batalla a Heineken por la marca John Lemon

Precisamente debido al caos en el que se había convertido su vida, especialmente durante los últimos cuatro años, desde que se  hizo efectivo el divorcio entre él y Priscila, muchos pensaron que las causas de la muerte de Elvis iban más allá de un problema cardíaco.

El informe del forense reveló que aunque el corazón no había fallado, sí estaba dilatado. También tenía el hígado dañado y una importante obturación en el intestino grueso. Además encontraron 14 medicamentos distintos en su cuerpo, diez de ellos en grandes cantidades. Por eso se decidió abrir una investigación contra George Nichopoulos, el doctor de Elvis, por sospechas de sobreprescripción. Descubrieron que, solo durante 1977, el médico había llegado a recetar al cantante hasta 10.000 dosis de medicamentos, algo que Nichopoulos justificó diciendo que “las drogas no solo eran para Elvis, sino para todo su clan”.

Una justificación que no le sirvió, pues finalmente perdió su licencia. En 1994 volvió a reabrirse el caso de su autopsia y determinaron que la causa más probable era el ataque cardiaco. Su caso recuerda también a la muerte de otro rey, Michael Jackson (con quien estuvo casada la hija de Elvis), también rodeada de polémica.

No es de extrañar que durante estos 40 años sin el Rey del rock hayan aparecido teorías de lo más diversas entorno a su fallecimiento. Los hay incluso quienes aseguran que Elvis en realidad sigue vivo, probablemente aquellos que se niegan a creer en la desaparición de un icono tan grande como fue el cantante de Memphis.

Teorías conspiratorias y finales trágicos a parte, de lo que no hay dudas de que Elvis Presley fue uno de los personajes más importantes del siglo XX y que su música y su influencia van a perdurar para siempre.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Shares
Share This